fbpx

¿Preocupado por atender las llamadas de la empresa trabajando desde casa?

 

Estos días en los que todos los que podemos teletrabajar lo estamos haciendo sin problemas muchos directivos se encuentran con dilemas en la atención de llamadas : ¿cómo poner a personal a trabajar desde sus casas sin que se resienta el servicio dado a sus clientes y usuarios?

Recordemos que para la implantación básica de teletrabajo en puestos que no requieren presencia física solo necesitamos: una conexión a Internet, un túnel VPN y un escritorio remoto o virtualizado. Pero para la atención de llamadas lo más importante son eso, las llamadas.

¿Cómo llevamos las llamadas de nuestros clientes y usuarios a casa de nuestro personal sin que afecte al servicio y que no tengan que utilizar su teléfono móvil personal?

Para ello al paquete básico de teletrabajo (Internet, VPN y escritorio remoto) tenemos que añadir telefonía IP con un softphone, es decir, un teléfono que es software. Se trata de un programa instalado en el ordenador que funciona como teléfono IP, utilizando tecnología VoIP. Y para completarlo unos auriculares con micrófono que se conectan al ordenador por conexión USB.

La centralita sigue siendo la de siempre, en la nube o en la oficina si tiene capacidad IP, pero no los teléfonos, que dejan de ser físicos (éstos se quedan en la oficina) para pasar a ser un programa de ordenador. Las llamadas no sufren retardo y la calidad del audio sigue siendo la misma que a través de un teléfono físico. Lo que hay que controlar es el ancho de banda para dar más capacidad a la red corporativa y garantizar la calidad de la llamada que se puede priorizar con los famosos firewalls.

Nosotros utilizamos AVAYA Communicator como softphone, muy sencilla y cómoda de utilizar que permite a las personas atender las llamadas con normalidad desde sus casas. Además, pueden seguir comunicándose entre sí ya que las extensiones que utilizan en la oficina siguen siendo las mismas cuando trabajen desde casa.

Avaya

¿Cómo garantizamos la seguridad y confidencialidad de las llamadas?

Todas las llamadas tienen que salir de la red de la empresa atravesando la Internet pública a través de un túnel VPN en caso de tener la centralita en la oficina. De esta forma todos los empleados pueden atender las llamadas, y lo hacen con la garantía de que no pueden ser interceptadas, grabadas o manipuladas por terceros con dudosa intención.

La instalación de una VPN para cada uno de los trabajadores también supone una carga para el firewall con el que trabaja habitualmente la empresa, por lo que es importante dimensionar adecuadamente el firewall. En el caso de Fortigate disponemos de una amplia gama de equipos para todos los tamaños de empresa, desde 1 trabajador a miles de usuarios.

https://leader-network.com/wp-content/uploads/2020/03/Imagen2.png

¿Cómo podemos adquirir este servicio de teletrabajo? ¿Qué cuesta?

Teniendo en cuenta que se debe considerar este tipo de soluciones como algo permanente, y no algo puntual por la crisis del coronavirus, es necesario dimensionar el escenario y adaptarlo a un coste por empleado.

¿¿ La SOLUCIÓN??  Suscripción de pago por uso. Es posible disponer de todo el servicio, de extremo a extremo incluyendo todo lo necesario para el teletrabajo con cuotas mensuales – firewall, VPN, ancho de banda, centralita, teléfono – y soporte personalizado.

Como ves los empleados pueden teletrabajar de forma sencillas,  sin que sus funciones se resientan. Los clientes no notan la diferencia, no saben si hablan con alguien que está en una oficina, en el estudio de su casa o de viaje. Y todos pueden comunicarse entre ellos manteniendo el equipo conectado o con desvío al teléfono móvil.

¿QUIERES TELETRABAJO SEGURO O PREFIERES QUE TUS CLIENTES NO SEAN ATENDIDOS?

Más de 3500 usuarios están utilizando nuestras soluciones

 Suscríbete al blog

[sibwp_form id=2]